El video retrata abogados, gerentes,
clientes y personal de apoyo de la empresa
Llama Ahora
Consulta Gratis

Abogados de lesiones por IBP

Representando clientes con afecciones médicas graves por inhibidores de bombas de protones

La mayoría de nosotros hemos comido demasiados alimentos picantes o abundantes, o nos hemos permitido consumir bebidas que no nos sientan bien. El reflujo ácido —comúnmente llamado acidez estomacal— ataca aproximadamente a un tercio de todos los adultos en todo el mundo al menos una vez al año. Más de 42 millones de adultos tienen acidez estomacal debido a una afección subyacente llamada enfermedad de reflujo gastroesofágico (GERD, por sus siglas en inglés). Esto significa que más del 18 por ciento de la población de EE. UU. sufre acidez regularmente, lo que puede causar dolor e inconveniencia para las actividades cotidianas. Una gran parte del mercado farmacéutico se dedica a los medicamentos, algunos de los cuales se llaman inhibidores de la bomba de protones (IBP), que intenta tratar la GERD y minimizar los síntomas tanto como sea posible.

Cuando toma un IBP por acidez estomacal o GERD, espera comer y beber sin dolor o incomodidad. Lo que NO debe esperar es desarrollar afecciones médicas graves o incluso potencialmente mortales que de otro modo no habría adquirido si no hubiera tomado el medicamento. Desafortunadamente, eso exactamente les ha sucedido a muchas personas que simplemente querían vivir libres de reflujo ácido. Las compañías farmacéuticas están ganando miles de millones de dólares vendiendo drogas presuntamente seguras que en realidad provocan efectos secundarios potencialmente peligrosos.

Las personas que tomaron IBP y ahora luchan contra los devastadores problemas de salud merecen una compensación por parte de las compañías farmacéuticas que los perjudicaron. Hacer frente a la industria farmacéutica en los tribunales no es una cuestión sencilla, pero debe saber que no está solo. Cientos de personas ya han tomado acciones legales contra los fabricantes de IBP. Además, debe contratar una firma de abogados adecuada para que luche de su lado —una que sepa cómo manejar un caso complejo pero crítico como este.

Stewart Guss y su equipo de abogados especializados tienen más de 20 años de experiencia y nunca rechazan casos complicados que involucran a grandes corporaciones. Hacemos que las compañías negligentes sean responsables de las lesiones que causan y no escatimaremos esfuerzos en obtener la mayor recuperación posible para sus lesiones.

Si desea conversar sobre un posible caso de lesión por IBP GRATIS, llame al (866) 433-5113 o haga clic AQUÍ para enviarnos una consulta u obtener más información. Nunca paga un CENTAVO a menos que tengamos éxito en la presentación de su reclamación. Entendemos cómo representar a clientes en demandas colectivas complicadas que involucran fármacos peligrosos y corporaciones codiciosas de la industria farmacéutica. Cuando firma con nosotros, se registra no solo como cliente sino como parte de nuestra familia, y estamos listos para ofrecerle nuestras décadas de experiencia.

Información sobre medicamentos IBP

Prilosec fue el primer IBP en entrar al mercado en 1989. Se dirige al ácido que el estómago crea para digerir los alimentos. Algunas personas producen demasiado ácido, o el ácido viaja por el esófago, lo que puede causar una sensación de ardor y daño a la pared del esófago y las cuerdas vocales. Demasiado ácido gástrico también puede agravar las úlceras y causar otras afecciones. Por esta razón, muchas personas deben controlar su ácido estomacal. Tomar un IBP es una forma común de hacerlo.

Los médicos regularmente recetan muchos IBP diferentes para tratar la GERD, que incluyen:

  • Prilosec
  • Nexium
  • Prevacid
  • Dexilant
  • Zegerid
  • Protonix
  • AcipHex
  • Vimovo

Puede conocer algunas de estas drogas por sus nombres genéricos:

  • Omeprazol
  • Esomeprazol
  • Lansoprazol
  • Dexlansoprazol
  • Pantoprazol
  • Rabeprazol
  • Naproxeno

Además de los IBP recetados, algunos productos de venta libre tratan la acidez estomacal frecuente:

  • Prilosec OTC
  • Nexium 24HR
  • Prevacid 24HR
  • Zegerid OTC

Algunos de los gigantes farmacéuticos de todo el mundo obtienen importantes beneficios de la producción de IBP. En 2016, AstraZeneca reportó $ 7 millones en ventas de Prilosec y $ 419 millones en ventas de Nexium. Takeda Pharmaceuticals también obtuvo cerca de $ 179 millones en ventas de Prevacid. El mercado de IBP es una empresa que vale miles de millones de dólares, y no sorprende que estas compañías quieran seguir vendiendo estos productos sin problemas.

Siempre tome estos medicamentos según lo recetado y no por más tiempo del necesario. La investigación ha demostrado que los diferentes tipos de IBP son químicamente similares y producen resultados y efectividad similares. Desafortunadamente, esto también significa que los riesgos y los posibles efectos secundarios son todos similares.

Daño sufrido por usuarios de IBP

Todos los medicamentos tienen algún riesgo de efectos secundarios. Los efectos secundarios comunes de los IBP que pueden causar problemas menores para los usuarios incluyen:

  • Dolor de estómago
  • Estreñimiento
  • Sequedad bucal
  • Gases
  • Diarrea
  • Cefaleas
  • Sarpullido
  • Dolor de articulaciones
  • Ansiedad
  • Mareo
  • Somnolencia

Si bien son incómodos y desagradables, estos efectos secundarios por sí solos rara vez causan problemas a largo plazo o requieren extensos tratamientos médicos.

Algunos efectos secundarios son significativamente más graves, incluidos el daño renal y el cáncer de estómago.

Daño renal por IBP

La investigación ha indicado que tomar inhibidores de la bomba de protones puede provocar problemas renales graves. Muchos usuarios de IBP que desarrollan problemas renales no mostraron signos de daño renal antes de comenzar el tratamiento de GERD.

Los IBP pueden afectar los riñones al causar nefritis intersticial aguda o lesión renal aguda (LRA), que pueden conducir a la enfermedad renal crónica (ERC). En algunos casos, los usuarios de IBP han descubierto repentinamente que padecen ERC sin signos de LRA u otro daño renal. En un minuto, los usuarios pueden pensar que sus riñones están bien —y al siguiente, pueden estar luchando contra una enfermedad renal que pone en peligro la vida.

La enfermedad renal crónica puede causar:

  • Daño neurológico
  • Debilidad de los huesos
  • Aumento de presión arterial
  • Anemia
  • Cardiopatía
  • Afección de los vasos sanguíneos
  • Insuficiencia renal

Las personas que sufren insuficiencia renal debido a una ERC deben someterse a diálisis o hacerse un trasplante de riñón solo para mantenerse con vida. Si no se trata, la ERC puede matar a sus víctimas.

Cuanto antes los médicos lo diagnostiquen con una enfermedad renal, más pronto podrá detener el avance de la afección. Sin embargo, los síntomas de daño renal no siempre son aparentes o consistentes, por lo que muchas personas los pierden hasta que la enfermedad ha progresado sustancialmente y puede resultar irreparable. Los síntomas incluyen:

  • Aumento de la producción de orina
  • Fatiga
  • Problemas para dormir
  • Falta de concentración
  • Pérdida de apetito
  • Calambres musculares
  • Picazón y sequedad en la piel
  • Ojos hinchados
  • Hinchazón de los tobillos y los pies

Muchos de estos síntomas están asociados a diferentes problemas médicos —o incluso a ninguno. Por ejemplo, alguien con problemas para dormir puede creer que eso le ha causado hinchazón de ojos y mayor cansancio. Es posible que no asocie estos síntomas a una afección potencialmente mortal durante un tiempo.

No hay cura para la enfermedad renal crónica, y los tratamientos en su lugar implicarán el manejo de los síntomas y los efectos de la enfermedad. Esto puede incluir una gran cantidad de medicamentos para controlar la presión arterial, la anemia y el colesterol, así como para aumentar la fortaleza ósea y aliviar la inflamación. Los pacientes con enfermedad renal en etapa terminal necesitarán un trasplante o diálisis continua. Muchas personas con ERC pasan mucho tiempo en el hospital, y los costos del tratamiento pueden agobiarlos.

Mayor riesgo de cáncer de estómago

Los estudios también han vinculado los IBP a un aumento sustancial del riesgo de cáncer de estómago. El riesgo sigue aumentando cuanto más tiempo un paciente toma IBP. Los pacientes que tomaron IBP diariamente durante un año tuvieron cinco veces más probabilidades de sufrir cáncer de estómago. El riesgo aumentó ocho veces después de tomar IBP durante tres años.

Al igual que cualquier tipo de cáncer, no hay cura, y estar sin tratamiento puede matarlo. Cualquier persona que tome IBP debe permanecer alerta con respecto a los signos de cáncer de estómago, que pueden incluir:

  • Pérdida de peso sin explicación
  • Sentirse excesivamente hinchado después de las comidas
  • Sentirse lleno con poca ingesta de comida
  • Indigestión severa y constante
  • Náuseas constantes sin explicación
  • Vómitos constantes
  • Dolor de estómago grave

El pronóstico para los pacientes con cáncer de estómago dependerá en gran medida de la etapa en que lo diagnostique el médico. El cáncer en etapa I por lo general solo afecta la capa superior del tejido del estómago y se trata más fácilmente. Por otro lado, el cáncer en etapa IV generalmente se diseminó por todo el cuerpo y es mucho más difícil de tratar, lo que lo hace mucho más mortal.

Los tratamientos contra el cáncer de estómago pueden causar un dolor terrible, que incluye:

  • Cirugía para extirpar tumores, nódulos linfáticos o una parte o la totalidad del estómago
  • Quimioterapia
  • Radioterapia
  • Medicamentos específicos

Muchos de estos tratamientos altamente invasivos para el cáncer de estómago pueden causar estragos en el cuerpo —sin mencionar sus enormes costos.

¿Sufrió lesiones a causa de los IBP?

¿Le diagnosticaron una enfermedad renal o cáncer de estómago después de tomar inhibidores de la bomba de protones? Si es así, puede tener derecho a emprender acciones legales contra el fabricante de IBP. Estas empresas saben desde hace tiempo acerca de estos riesgos graves, sin embargo, siguen vendiendo estos medicamentos al público para obtener un beneficio. No debería tener que lidiar con una enfermedad que pone en peligro su vida simplemente porque quiso aliviar su acidez estomacal.

Los pacientes con daño renal o cáncer de estómago pueden sufrir pérdidas abrumadoras. No solo son costosos los tratamientos médicos, sino que también pueden interrumpir otros aspectos de su vida. Puede que tenga que faltar al trabajo o renunciar, dejar de participar en sus actividades favoritas y puede enfrentar un dolor severo a diario. Al emprender acciones legales, puede buscar una compensación justa por lo siguiente y más:

  • Facturas médicas
  • Futuros tratamientos médicos que necesitará
  • Ingresos perdidos
  • Potencial pérdida de ganancias en el futuro
  • Dolor y sufrimiento
  • Trauma mental
  • Pérdida del goce de la vida
  • Daño permanente

Tal compensación no puede revertir un diagnóstico de ERC o cáncer de estómago que cambia la vida. Sin embargo, puede ayudarlo a combatir estas graves condiciones con menos preocupaciones financieras, y proporcionar un sentido de justicia responsabilizando a estas compañías farmacéuticas por sus acciones.

Si bien es posible que haya leído sobre la conexión entre su medicamento y sus problemas médicos recientemente desarrollados, es posible que no sepa qué hacer a continuación. ¡El sistema judicial es complicado, especialmente cuando se trata de casos farmacéuticos! Siempre haga de su primer paso una consulta sobre su situación con un abogado confiable que maneje este particular tipo de caso.

Reclamaciones por daños colectivos por IBP

La gente comenzó a presentar demandas por lesiones de IBP hace un par de años, y cientos de reclamaciones existían entonces y ahora. El tribunal acordó unir los casos en un litigio multidistrital fuera de Nueva Jersey, que actualmente incluye más de 500 reclamaciones. Si bien este tipo de caso de demanda colectiva puede ayudar a los demandantes a recibir una compensación de manera más eficiente, la mayoría de la gente no tiene idea de cómo comenzar a unirse a una acción judicial tan masiva. De hecho, muchos abogados no saben cómo comenzar a manejar este tipo de casos de lesiones. Para garantizar su mejor oportunidad de unirse al litigio, necesita una firma de abogados que maneje casos de demandas colectivas.

Los medicamentos actualmente citados en las demandas incluyen Prilosec, Prilosec OTC, Nexium, Nexium 24HR, Prevacid 24HR, Protonix y Dexilant. Algunas de las reclamaciones contra las compañías farmacéuticas involucradas en estos casos incluyen:

  • Negligencia
  • Distorsión negligente
  • Publicidad engañosa
  • No advertencia de riesgos
  • Fraude
  • Producción y venda de productos defectuosos
  • Engaño
  • Soborno

Su abogado puede determinar qué reclamaciones se aplican a su caso y puede ayudarlo a iniciar su demanda. Los casos MDL tienen procedimientos y reglas complicados, por lo que necesita la representación legal adecuada en cada paso del camino.

Los pacientes con enfermedad renal o cáncer de estómago no son los únicos aptos para unirse al litigio. Si ha perdido a un ser querido debido a una de estas afecciones después de que tomaron IBP, puede unirse al caso con una reclamación por muerte negligente. Las familias pueden buscar la recuperación pérdida de apoyo económico de su ser querido, pérdida de acompañamiento y cuidado, duelo emocional, gastos relacionados con la muerte y otras. Incluso si usted no es el que sufrió daños a causa de los IBP, siéntase libre de llamar y consultar su situación a un miembro de nuestro equipo legal.

Nuestros abogados para casos de cáncer de estómago por IBP pueden luchar por sus derechos

Estamos seguros de que ha visto anuncios publicitarios en la televisión por demandas derivadas de productos farmacéuticos dañinos, y es probable que nunca haya imaginado que esto le sucedería a usted o a su familia. Sin embargo, una vez que reciba un diagnóstico por una enfermedad renal o cáncer de estómago, puede comenzar a preguntarse sobre sus derechos legales para responsabilizar a las compañías farmacéuticas por sus pérdidas.

Mientras los tratamientos médicos para condiciones graves pueden consumir una gran cantidad de su tiempo y lo dejan sin fuerzas, no debe esperar para llamar a un abogado para conocer sus derechos. Iniciar una demanda judicial puede parecer un estrés adicional —pero no cuando tiene al abogado adecuado de su lado, puede concentrarse en su mejora, mientras nos enfocamos en sus derechos y luchamos por ellos. Nuestros abogados manejarán cada paso del proceso por usted y lo mantendrán informado del progreso de su caso.

Si sufrió una lesión por IBP, ¡los abogados de Stewart J. Guss, abogado, son para usted! Nuestros abogados tienen décadas de experiencia manejando casos complejos, así que llame al (866) 433-5113 o contáctenos ahora haciendo clic AQUÍ para conversar sobre sus derechos GRATIS.

No corra riesgos. ¡Permítanos ayudarlo!

Obtenga una consulta gratis

CONTÁCTENOS