El video retrata abogados, gerentes,
clientes y personal de apoyo de la empresa
Llama Ahora
Consulta Gratis

Abogado de tropiezos y caídas en Houston

¿Se lesionó en un tropezón y caída en Houston?

Los resbalones, tropezones y caídas ocurren todos los días en Houston. Algunas personas se tropiezan con nada o incluso con sus propios pies. Sin embargo, en otras circunstancias, un accidente de tropezón y caída puede ocurrir debido a la culpa de otra persona. Después de un tropezón y caída, usted se puede recuperar inmediatamente parándose, limpiándose y continuando con su vida, tal vez riéndose del accidente. Por otro lado, la vida de algunas víctimas de tropezones y caídas se ven afectadas en ese momento por sufrir una lesión grave en su caída.

Cuando una persona sufre lesiones y pérdidas en un tropezón y caída que ocurrió por culpa de otra persona, tiene importantes derechos legales conforme a la ley de Texas. La ley de lesiones personales de Texas hace responsable a las partes por las lesiones que causaron y esto sin duda incluye accidentes por tropezones y caídas.

Si usted o un ser querido sufrió una lesión por un accidente por tropezón y caída, es posible que tengan preguntas sobre «qué hacer a continuación» y es posible que ni siquiera sepa por dónde comenzar.  Tenga en cuenta que ofrecemos una consulta GRATUITA, las 24 horas del día, los siete días de la semana, así que llámenos ahora mismo al 866-720-7920 o haga clic AQUÍ para enviarnos una consulta u obtener más información. NO hay costo para obtener una consulta gratuita en este momento.  Si decide contratarnos, no nos paga nada por adelantado, y no pagará absolutamente nada salvo que hayamos ganado su caso y hasta ese momento.

Cómo un tropezón y caída puede afectar su vida

Si bien usted puede no considerar un tropezón y caída como un incidente grave, la vida de muchas personas se modificó por una lesión en un tropezón y caída. Las siguientes son solo algunas de las muchas lesiones que se pueden sufrir en un tropezón y caída:

  • Lesiones de tejidos blandos —cuando se cae, es común que partes del cuerpo se tuerzan o estiren de forma no natural. Esto a menudo resulta en daños a sus tejidos blandos, incluidos los tendones, ligamentos y músculos. Este tejido blando puede sufrir un esguince, tensión o rotura —cualquiera de los cuales pueden ser lesiones dolorosas. Las lesiones de los tejidos blandos pueden limitar su capacidad para caminar, levantar cosas o incluso moverse sin dolor. Muchas personas necesitan fisioterapia antes de poder completar incluso las actividades más sencillas. Además, si se rompe algo, es posible que necesite una cirugía para reparar el tejido blando, que puede tener un tiempo de recuperación prolongado. Algunas personas nunca recuperan toda la movilidad que alguna vez tuvieron y pueden tener que abstenerse de ciertas actividades por el resto de sus vidas.
  • Contusiones —una contusión es otro término para un hematoma. Si bien muchos hematomas se consideran leves, algunas contusiones pueden ser muy graves. Cuando una persona se cae y sufre un golpe en su cuerpo, puede aplastar las fibras de los músculos y otros tejidos conectivos. Los vasos sanguíneos se pueden romper y la sangre puede acumularse debajo de la piel, causando un hematoma. Los músculos dañados pueden estar muy adoloridos y tomar un tiempo prolongado para sanar, y una contusión en una articulación pueden limitar la movilidad. Las contusiones en su área abdominal también pueden causar daño a órganos vitales. Finalmente, una contusión también es comúnmente un signo de que se ha producido otra lesión, como roturas de huesos, dislocaciones, esguinces o desgarros.
  • Fracturas —Millones de personas sufren fracturas cada año en los EE. UU. Cualquier fractura puede ser extremadamente dolorosa y puede limitar su capacidad para usar esa parte del cuerpo. Los huesos rotos se deben diagnosticar a través de exámenes de imágenes y es posible que deban estabilizarse durante semanas antes de poder retomar sus actividades habituales. En los casos de fracturas expuestas o compuestas, pueden ser necesarios procedimientos quirúrgicos para insertar clavos o tornillos para asegurar que el hueso cicatrice correctamente. A veces, se requieren numerosas cirugías con tiempos de recuperación dolorosos y, en algunos casos, el hueso nunca queda igual a como era antes.
  • Conmoción cerebral o TBI —muchas personas que caen se golpean la cabeza con un objeto o con el suelo. Cualquier golpe en la cabeza puede dañar el tejido cerebral y provocar una lesión cerebral traumática (TBI). Las conmociones cerebrales son una forma leve de TBI, pero pueden tener efectos graves. Las víctimas de conmoción cerebral pueden perder el conocimiento, experimentar desorientación y problemas de memoria, tener dolores de cabeza y fatiga, entre otros síntomas. Si no se diagnostica y trata adecuadamente, pueden surgir muchas complicaciones por una conmoción cerebral. Además, los TBI más graves pueden tener efectos duraderos y pueden causar alteraciones cognitivas, físicas y de otro tipo que pueden cambiar la vida de una persona y pueden requerir un tratamiento prolongado.
  • Lesiones de espalda o cuello —cada vez que se cae, puede torcerse el cuello o la espalda o caer sobre algo en esa parte de su cuerpo. La espalda y el cuello son partes vitales del cuerpo que facilitan el movimiento y albergan órganos importantes. Hay muchas partes de la espalda y el cuello que pueden lesionarse, incluidas las articulaciones, los huesos, los músculos, los tejidos blandos y la médula espinal. Las lesiones de espalda y cuello pueden ser debilitantes, ya que a menudo son extraordinariamente dolorosas cuando usted se mueve. Estas lesiones pueden requerir un diagnóstico, fisioterapia, tratamiento del dolor e incluso pueden requerir cirugía.
  • Lesión de la médula espinal —la médula espinal es la encargada de enviar señales a muchos órganos y partes del cuerpo para permitir un funcionamiento, movimiento y sensación adecuados. Cuando se daña el tejido de la columna vertebral, las señales se pueden alterar, lo que lleva a una interrupción en el funcionamiento del cuerpo por debajo del lugar de la lesión. Las lesiones de la médula espinal necesitan atención médica inmediata para evitar complicaciones y garantizar que la víctima se estabilice. Entonces, el tratamiento puede incluir internación, fisioterapia, cirugía y otros. Algunas lesiones de la médula espinal se curan con el tiempo, pero otras pueden causar parálisis permanente y pérdida funcional.

Lo anterior son solo algunos ejemplos de las lesiones graves que pueden resultar de un tropezón y una caída. Todas estas lesiones tienen el potencial de resultar en grandes pérdidas para las víctimas de caídas, por lo que es importante que cualquiera que haya tropezado y caído tenga conocimiento de sus derechos legales.

Pérdidas por tropezón y caída

Cualquiera que haya sido lesionado sabe que las lesiones pueden ser costosas de muchas maneras diferentes. No solo las facturas médicas se acumulan rápidamente, sino que esas facturas pueden venir junto con otras luchas financieras y físicas. Cada caso de tropezón y caída será diferente, por lo que es importante contar con un abogado que maneje su caso que pueda identificar todas sus posibles pérdidas.

Algunas pérdidas comunes reclamadas en casos de tropezón y caída incluyen:

  • Gastos médicos —el tratamiento médico es costoso y un prolongado tratamiento puede costar miles de dólares. Además, las lesiones que causan efectos duraderos pueden requerir un tratamiento continuo durante años después del accidente. Los costos del futuro tratamiento médico se pueden estimar para que pueda buscar una compensación por todo el tratamiento que necesitará debido a su caída.
  • Pérdida de ingresos —muchas lesiones pueden impedirle hacer su trabajo por varias razones. Si su tratamiento requiere tiempo en el hospital o requiere reposo, tendrá que faltar al trabajo. Además, algunas lesiones pueden limitar su movimiento y habilidades de una manera que le impida realizar sus tareas laborales y algunas lesiones incapacitantes pueden evitar que vuelva a su último trabajo. Todas sus ganancias perdidas pasadas y futuras son pérdidas resarcibles en una reclamación de tropezón y caída.
  • Pérdidas intangibles —a diferencia de las pérdidas financieras como facturas médicas y pérdida de ingresos, las pérdidas intangibles son las que afectan su vida y cómo se siente. Estos pueden incluir dolor y sufrimiento causado por su lesión, trauma mental por sus lesiones, incapacidades permanentes o impedimentos causados por su lesión, pérdida del goce de la vida y más.

Es imposible calcular el valor de una reclamación de tropezón y caída sin analizar cuidadosamente las pérdidas en las que incurrió específicamente después de su accidente. Con el fin de calcular el valor de su caso de manera adecuada, comuníquese con la oficina legal de Stewart J. Guss lo antes posible. Sabemos cómo calcular sus pérdidas para garantizar que busque la cantidad máxima posible de daños en su reclamación.

¿Quién es responsable por su accidente de tropezón y caída?

Para recibir una compensación por sus pérdidas relacionadas con su tropezón y caída, debe determinar quién —si hubiere alguien— puede ser considerado responsable de su accidente. Como se mencionó anteriormente, algunas caídas ocurren por mera torpeza o debido a factores que escapan al control de cualquier persona. En tales situaciones, la ley no responsabilizará a otros por sus lesiones. Sin embargo, en muchos casos, una o más partes pueden haber actuado negligentemente y haber causado sus lesiones.

Tenga en cuenta, por ejemplo, un accidente de tropezón y caída que ocurre en una tienda u otro tipo de comercio. Si un comercio va a abrir sus puertas al público, tiene la obligación de asegurarse de mantener sus instalaciones razonablemente seguras. Esto significa que debe arreglar o reparar rápidamente cualquier condición que pueda causar que uno de sus usuarios se tropiece y caiga y se lastime a sí mismo. Como mínimo, deben colocar una advertencia razonable del peligro. Desafortunadamente, estos comercios no siempre toman precauciones razonables, y es posible que haya sufrido un accidente de tropezón y caída como resultado.

Los comercios y los propietarios que esperan visitas o clientes deben inspeccionar periódicamente las instalaciones para detectar posibles peligros y deben reparar cualquier problema lo antes posible. Si existe una condición que no se puede arreglar, se deben dar advertencias adecuadas a los clientes para que puedan tener cuidado para evitar el peligro.

Algunos ejemplos de condiciones peligrosas que pueden causar un accidente de tropezón y caída incluyen:

  • Cables eléctricos que no están asegurados adecuadamente a la pared
  • Escombros que han caído en las aceras
  • Pantallas, estanterías o mercancías que sobresalen en las aceras
  • Cajas u otros artículos que quedan en el piso
  • Alfombras que no están fijadas
  • Pequeños escalones o rampas que tienen advertencias insuficientes

Cuando una empresa incumple su obligación de mantener las instalaciones seguras y un visitante o cliente resulta lesionado, esa empresa puede ser considerada responsable de todas las pérdidas derivadas de las lesiones sufridas.

La compensación se puede buscar de diferentes maneras después de un accidente de tropezón y caída. En muchas situaciones, el comercio negligente o el dueño de la propiedad tendrá pólizas de seguro para cubrir las lesiones sufridas en las instalaciones debido a negligencia. Sin embargo, las reclamaciones de seguro pueden complicarse y la compañía de seguros puede tratar de cuestionar la responsabilidad en el accidente o el alcance de sus pérdidas. Las compañías de seguros pueden tratar de que usted acepte una oferta de liquidación que sea demasiado baja mientras renuncia a su derecho a recibir una compensación adicional. Con demasiada frecuencia, las víctimas de tropezón y caída aceptan un pago de seguro solo para luego darse cuenta de su insuficiencia con poca o ninguna opción.

Es fundamental contar con el asesoramiento de un abogado de lesiones personales a lo largo de cualquier proceso de reclamación al seguro. Un abogado puede determinar el valor de sus pérdidas para asegurarse de que no acepte una cantidad que no cubra sus pérdidas. Los abogados de Stewart J. Guss, abogado, saben cómo presentar prueba para respaldar su reclamación y negociar con una compañía de seguros para obtener el verdadero acuerdo que usted merece.

En los casos que involucran lesiones graves por tropiezos y caídas, una reclamación al seguro puede no ser suficiente para cubrir las pérdidas pasadas y futuras. En estas situaciones, puede ser necesario presentar una demanda por lesiones personales en un tribunal civil de Houston. Las demandas por tropezón y caída involucran conceptos legales específicos bajo la ley de responsabilidad civil de los locales. Estas reclamaciones son diferentes de los casos derivados de otros accidentes, como accidentes de automóviles o camiones. Siempre debe asegurarse de contar con la ayuda de una firma de abogados con experiencia específica en el manejo de casos de responsabilidad civil de los locales.

Los abogados de Stewart J. Guss comprenden todo el proceso legal de una reclamación de tropezón y caída, desde el trato con compañías de seguros hasta la resolución de un caso ante el tribunal. No se demore en llamar para obtener más información sobre las diversas formas en que podemos ayudarlo después de una lesión por accidente.

Qué hacer después de un tropezón y caída

Un tropezón y una caída pueden ser una experiencia irritante, especialmente si inmediatamente sientes dolor y estás consciente de las lesiones. Puede ser difícil saber qué hacer para proteger mejor sus derechos. Los siguientes son algunos pasos que puede seguir después de una caída:

  • Si necesita atención médica de emergencia, llame al 911 y concéntrese primero en sus necesidades médicas.
  • Si sabe que está lesionado, pero no necesita una ambulancia, informe el accidente al gerente o al dueño de la tienda.
  • Tome fotografías del peligro que causó su accidente y anote los detalles de cómo se tropezó y se cayó.
  • Solicite una evaluación médica para asegurarse de que sus lesiones se diagnostiquen correctamente y de que pueda comenzar el tratamiento lo antes posible.
  • Póngase en contacto con un abogado experimentado en accidentes de tropezones y caídas tan pronto como sea posible después del accidente para conocer sus derechos legales y cómo proceder.

¿Por qué elegir nuestra firma?

  • Stewart Guss y su equipo creen en el respeto, la integridad y los valores familiares.
  • ¡Nuestros abogados y personal siempre estarán a su disposición!
  • Con décadas de experiencia en conjunto, Stewart y su equipo trabajarán incansablemente para recuperar lo máximo posible en su reclamación.
  • Los casos de tropezón y caída pueden ser muy complejos, implicar lesiones graves y requerir un abogado con experiencia.
  • ¡No nos paga nada a menos que ganemos su caso!

Elija un abogado efectivo y con experiencia

Los casos de tropezón y caída presentan algunos desafíos únicos y muchos abogados de lesiones personales ni siquiera los toman en cuenta. Para ganar un caso de tropezón y caída en Texas, debe ser capaz de probar tres cosas básicas:

1) que la parte responsable de los locales sabía o debía haber sabido de la condición peligrosa

2) que la parte responsable no solucionó ni advirtió de la condición peligrosa; y

3) que la condición peligrosa causó la lesión

Desafortunadamente, la ley en Texas tiende a ponerse de lado de la tienda, en lugar del lado de la parte lesionada. Además, una lesión de tropiezo y caída típicamente resulta en lesiones físicas muy específicas y extremadamente serias que pueden ser diferentes de su típico caso de lesiones personales. Por esta razón, necesita un abogado con experiencia en tropezones y caídas, como los abogados de Stewart J. Guss, para ayudarlo a sortear los obstáculos de su reclamación y perseguir sus derechos legales.

Si sufrió un accidente de tropezón y una caída en Houston, Katy, Spring, The Woodlands, Cypress, Tomball o en cualquier otro lugar de Texas, entonces es importante hablar con un abogado de lesiones personales de Houston tan pronto como sea posible. Para programar una consulta de su caso gratuita con los abogados de Stewart J. Guss, abogado, llame hoy al 866-720-7920 o envíenos un correo electrónico a través de nuestro formulario de contacto en línea.  Recuerde —no nos paga nada por adelantado cuando tomamos su caso, y no nos paga nada a menos que hayamos ganado su compensación y hasta ese momento.

Cuando otros abogados de lesiones por tropezones y caídas de Houston se dan por vencidos, los abogados de Stewart J. Guss por lo general recién están comenzando. No firme nada hasta que hable con nosotros porque corre el riesgo de perder una parte o la totalidad de la compensación que se le debe. Stewart Guss y su equipo harán todo lo posible para obtener la mejor recuperación posible en su reclamación, y nos enorgullece tratar a nuestros clientes como una familia. Levante el teléfono y llame al 866-720-7920 para hablar con nosotros sobre su accidente.

No corra riesgos. ¡Permítanos ayudarlo!